Roban dos lechones en la Escuela Agrotécnica
Otra vez…

Roban dos lechones en la Escuela Agrotécnica

13/06/2018
L

evantaron las claveras del techo donde se hallaban resguardados los animales y se los llevaron. Hacía quince días que las jaulas para su protección habían sido colocadas.

 

Delincuentes bien organizados - porque nunca se da con ellos - asestaron entre la noche del lunes y madrugada de ayer martes, un nuevo golpe a la Escuela Agrotécnica de nuestra ciudad.
Los malvivientes, que actuaron con gran precisión, llegaron hasta el lugar donde se hallaban enjaulados los lechones para su protección, levantaron el techo de chapa y se los llevaron

En diálogo con El Orden, el profesor de la Escuela Agrotécnica, Veterinario Claudio Amondarain, expresó su malestar, por la falta de respuestas, porque el establecimiento sufrió varios robos en pocos meses. Ahora fueron lechones, pero también hicieron desaparecer ovejas, y otros animales.
Y es comprensible, en virtud que la institución educativa, desarrolla programas de producción con animales, para que los estudiantes se afiancen en la práctica lo que se les enseña.

Cabe acotar que los animales se crían con dos visiones. Una es la didáctica, y la otra es la económica, porque la escuela con los ingresos de las diferentes áreas, ya sea pollos, cerdos, la leche del tambo, financia el costo de las diferentes producciones, para no tener que sacar de otro lado, ese es el objetivo, 'no el alimentar a malvivientes".

 

Al respecto Claudio Amondarain señaló a El Orden: "Otra vez nos robaron, como de costumbre y aparentemente más seguido. Todos los meses tenemos lechones para vender para sacar un peso para la escuela. En mayo nos visitaron y ahora. En esta oportunidad nos llevaron dos lechones de 14 y 15 kilos. No sé cuáles se llevaron, pero los eligieron bien".

Ante la consulta sobre si el espacio de los lechones había sido enrejado para su protección, destacó: "Era la forma. Antes había una reja, pero la saltaban, o la rompían, robaban el lechón y se iban. La opción que tomamos fue enjaularlos. Pensamos que no iban a poder ingresar, pero se las ingeniaron, Entraron por detrás, desclavaron las chapas del techo y por ahí sacaron los lechones. Los ayudó que en ese sector no había visibilidad para ser detectados por la cámara".

Y agregó: "En noviembre pasado, nos faltó un cordero, a principio de año tres ovejas, después cinco lechones entre abril y mayo, y ahora dos lechones. Siempre nos están robando, pareciera que estuviéramos alimentando a estos chicos", señaló Claudio.

El profesional adelantó: "se está estudiando dejar de criar animales, porque con estos robos las pérdidas son totales. Hoy en día, la gente que está dedicada a la producción de cerdos está cerrando los criaderos, ya no son rentables por el precio que tienen los alimentos"
"Acá tenemos una producción chica. Estamos comprando el alimento, hablamos de algo más de 5 pesos el kilo de alimento por día. Cualquier cerdo te come más de 3 kilos de alimento por día, y no poder sacar algo para que se autofinancie, porque ese el objetivo, no es justo, no es para ganar dinero", clarificó.

 

Señaló además: "Este enjaulado no lleva más de quince días que lo hicimos, y de material solamente, nos costó más de diez mil pesos, más dos lechones que se robaron, estamos hablamos de otros miles de pesos más que se van. Y dejemos la parte económica, es la bronca que da, porque estás produciendo algo, y que gente venga y te lleve el esfuerzo de lo que estás produciendo, te indigna. No sabés qué inventar para que no suceda".
"Lo otro es que nunca se encuentra a los culpables, nunca los pueden identificar, y esa es la impotencia que te da"

Con respecto a las guardias, reiteró: "Este es un esfuerzo de todos, acá en la escuela no se para ningún día. Los fines de semana hay guardia y trabaja gente que tiene cargo, más los chicos. Acá sábado y domingo se trabaja. A los animales hay que atenderlos, necesitan alimentación, hay que cuidarlos".
"Estas son unas de las noticias que a nosotros no nos gustar dar, pero la gente debe conocer lo que está sucediendo", concluyó el Vet. Claudio Amondarain indignado.

La educación siempre fue considerada como algo 'sagrado'. Es por ello que no se pueden permitir hechos como el robo, vandalismo, agresiones y cualquier tipo de conductas reñidas con la moral, la educación y cultura de nuestra sociedad.
Es que causa mucha indignación, tristeza y una serie de emociones mezcladas, cuando nos enteramos de este tipo de acciones, que deja a muchos alumnos sin la posibilidad de seguir estudiando el proceso de crianza y desarrollo de los animales,.

Creemos que es necesario que los organismos del Estado, como así la Justicia actúen de manera más firme ante este tipo de acciones que perjudica no solo a una escuela y a sus alumnos, sino a toda la comunidad.

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gustó
    %
    0 votos
  • No me gustó
    %
    0 votos
  • Me da lo mismo
    %
    0 votos
Dejar un comentario
Encuesta
Qué fue primero?
El huevo
54
%
La gallina
46
%
Cargando...
Seguinos en Facebook