lunes 16 de mayo de 2022
Nubes 11.9ºc | Pringles

OPINION

¿Que se hicieron de aquellos valores que alguna vez nos enseñaron?

Pareciera que estuviéramos mirando pasar la vida a través de un ventanal, desde el interior de nuestro cómodo hábitat. No nos involucramos en algunos hechos graves, como si ya fueran parte de la vida, que traen como consecuencia la falta de valores. Y como se pregunta la hermosa Mafalda, ¿qué se hicieron de aquellos valores que alguna vez nos enseñaron…?

09/05/2022
¿Que se hicieron de aquellos valores que alguna vez nos enseñaron?

Esta ausencia es una suerte de pandemia que no es nueva, viene desde hace tiempo, generando muchos males que enfrentamos como sociedad: la insensibilidad, la falta de respeto, la ausencia de honestidad, la falta de justicia.
Alguna vez nos enseñaron que los valores humanos mas importantes, son la bondad, la sinceridad, sin intenciones ocultas a través de nuestros actos o palabras; el amor, la paciencia, la gratitud, la humildad, el perdón, la honestidad, el esfuerzo,

Una vida sin valores sería una vida en que todo tiene igual valor, toda opción valdría por cualquier otra, y entonces no podríamos tender hacia una cosa u otra, porque no valoraríamos una cosa sobre otra.

Vemos, que el mundo está en crisis. Los valores ético-morales van cada día en decadencia.
Valores como la honestidad, responsabilidad, compromiso, identidad nacional, respeto y tolerancia, son atributos que muchas personas han dejado de lado, perturbando así a la sociedad.

Conductas antisociales y deshumanizadas se aprecian por doquier. Indisciplinas, insultos, peleas, robo, fraude, estafa, asesinato... Todo tiene que ver con los valores.

La corrupción se hace patente en casi todas partes del mundo, pero, ¿qué hacer ante esta vorágine de pérdida de valores? ¿Cuál es la solución a tan grande conflicto?

La cuestión es un tanto compleja. La respuesta podría estar en los sistemas educativos, sin embargo, no siempre es la sociedad la encargada de formar o deformar a las personas.
La educación es uno de los factores que más influye en el avance y progreso de personas y sociedades. Además de proveer conocimientos, la educación enriquece la cultura, el espíritu, los valores y todo aquello que nos caracteriza como seres humanos.

Sin dudas, es la niñez la etapa donde se establece la mayor parte de los valores que más tarde se evidencian en el comportamiento de las personas. Por ello se debe hacer énfasis en la educación en el HOGAR.
Todo comienza en la casa. La familia es la principal fuente de valores. El ejemplo en la casa es el primero que van a seguir los niños.

El amor es un ingrediente clave para "cocinar" la conducta y la personalidad de las personas. Siempre sin excederse y darle así, como decimos los argentinos, "mucha ala" a los infantes, pues cuando cedemos en los límites, , conducimos a nuestros hijos al irrespeto y otros valores negativos.

En busca de los valores perdidos, podemos detenernos también en los sistemas educacionales, que aunque no son la base, desempeñan un papel fundamental en la formación de principios ético-morales.
Se hace indispensable que nuestros modelos educacionales estén enfocados en perfeccionar conductas y mejorar a los estudiantes, guiándolos a un comportamiento más apropiado en todas las esferas. En un centro de estudio no se puede permitir la indisciplina de los alumnos. En muchos colegios se sigue utilizando, las amonestaciones, que al ser acumuladas durante el año, el alumno quedaba cesante y debía rendir las materias libres.

Sin dudas toda la sociedad está involucrada en la siembra de valores y todos, de una forma u otra, aportamos para que nuestro mundo esté repleto de personas que hacen la vida mejor.
Somos de la generación del "Por Favor", del "Buen Día", "Buenas Tardes", "Hasta Luego, "Gracias"
Somos de la generación del Respeto a los mayores, de pedir permiso, de saludar con una sonrisa, de amar a las personas por lo que son y no por lo que tienen, de respetar nuestros símbolos patrios y nuestros adversarios. Aunque no comulguemos con sus ideas…. Se nos enseñó a tratar a la gente con amabilidad. A mediar, dialogar, razonar. La paz antes que la guerra…
Si eres de esa generación y te gusta cómo te educaron…. Compártelo
María Angélica Cejas

Te puede interesar
Ultimas noticias