sábado 28 de enero de 2023
Nubes 24.4ºc | Pringles

Visita el Balneario

Un viaje en bicicleta y una compañera inesperada: la historia de Cristian Ríos y su perrita Cleta

Cristian Ríos, lleva miles de kilómetros recorridos. Se encuentra de paso por Coronel Pringles y quedó encantado del Balneario, de la ciudad, y su gente. El periplo lo inició hace un año y cuatro meses y va por más, rumbo al Sur. Lo hace en compañia de Cleta, una perrita que rescato en Perú

15/01/2023
Un viaje en bicicleta y una compañera inesperada: la historia de Cristian Ríos y su perrita Cleta

El desafío surgió hace un año y medio y se preparó para enfrentarlo y por el tiempo que le demande concretarlo..

 Salió desde su ciudad natal Capitán Sarmiento y se lanzó a la aventura, que si bien la comenzó solo, ahora tiene una compañera llamada ‘Cleta’, (la bautizó, con las últimas cinco letras de la palabra bicicleta), que la encontró casi llegando a Perú, hace once meses y no se separa ni un segundo de él.

 

En diálogo con Quique Laborde, para Diario Digital El Orden, el joven expresó su sueño de recorrer todas las provincias de Argentina en bicicleta y agradecido por la cantidad de gente dispuesta a ayudarlo y así se presentó:

 

“Soy Cristian Ríos, de Capitán Sarmiento, vengo viajando desde Colombia en bicicleta con mi compañera ‘Cleta’, que es una perrita peruana que encontré en el camino y ahora vamos a hacer el Sur”.

“Todo mi recorrido, las fotos,  videos, anécdotas,  se pueden seguir por Instagram en “Enviciando por el mundo”

 

Y reseñó:  “Salí de Capitán Sarmiento hace un año y cuatro meses, aproximadamente, Hice todo el Norte de Argentina, desde Buenos Aires a San Luis, por la Ruta 40, todo Bolivia, todo Ecuador y una parte de Colombia, Desde ahí volvimos y pasé Navidad en mi pueblo, Capitán Sarmiento, y arrancamos de nuevo para recorrer todo el país”

 

Sobre su compañera de viaje. ‘Cleta’ contó: “ La encontré en el sur de Perú, y me ha acompañado todo este tiempo, van a ser once meses que la tengo y hoy no me deja en ningún momento solo, vaya donde vaya, ella está”

“He viajado de todas formas, mochilando, en avión, en barco, en combi, en moto y me faltaba viajar en bicicleta”

“Salí al comienzo de la pandemia y me agarró justo en Paraguay y me tuve que volver. Cuando todo se calmó,   arranqué  de vuelta”.

“La idea era ir a México, y lo tuve que cancelar por el tema de la perrita Cleta, porque para ir de Colombia a Panamá, tenía sí o sí  que volar y se me complicaba  por el animal, por los trámites que pedían, por lo que decidí pegar la vuelta, porque soy muy perrero y no la iba a abandonar”.

 

Ante la pregunta  que lugares del Sur visitará en este segundo tramo, expresó: “Voy improvisando en el camino, puedo subir o bajar para recorrer todas las provincias argentinas. En principio, voy a Bahía Blanca, de allí seguramente iré a Neuquén, Bariloche, y la idea es bajar por la Ruta 40, Quizás de subida, pase por Chile, y aprovechar la carretera Austral, si se da todo, y luego volver a recorrer las provincias del Norte, subir hasta la Quiaca, Misiones, Chaco… todas las provincias. Esa es la idea y por el camino, cruzar a Paraguay y aprovechar los países limítrofes”

 

Ante la pregunta como  hace para solventar  esta aventura, aclaró: “Voy sin ningún apuro, trabajando en el camino, porque vendo artesanías básicas, como pulseras, collares en macramé. También hago postales con las mismas fotos del viaje. Hay mucha gente que me ayuda, me han dado dinero, alimento… la gente ayuda mucho, pero también he trabajado en camping, hoteles, cervecerías, en el campo, lo que surja para solventar los gastos. Por eso digo, que voy sin tiempo, día a día. Así como puedo tardar cinco años como  dos”.

 

 Finalmente, Cristian llegó a Coronel Pringles, y consultado el motivo por el que eligió nuestra ciudad, destacó: “ Ya había pasado por Pringles, pero no conocía la ciudad en sí, pero ahora, estaba acá cerca,  en Laprida y me recomendaron que visitara el Balneario de Pringles y la ciudad  y aquí estoy. Llegué hoy (por el sábado), y me quedaré unos días. El camping del balneario, me encantó, la gente es divina. La verdad que todo de diez”.

 

De esta manera, el biciviajero  Cristian Ríos, está realizando un desafío, una aventura, que surgió como una necesidad de concretar dos grandes objetivos. Conocer el país disfrutando de su mayor pasión que es andar en bicicleta en la naturaleza y al mismo tiempo, vivir esta experiencia que va a recordar toda su vida, junto a su mascota Cleta.

Te puede interesar
Ultimas noticias